Las despedidas de soltero conjuntas son la nueva moda según Fun&Events

En el mejor de los casos: la despedida de soltero es una celebración gloriosa, llena de alcohol, diversión, hazañas prohibidas y vinculación masculina que resonará a través de los años en historias y canciones.

En el peor de los casos: El novio se despierta en un maizal esposado a un payaso de rodeo que sólo lleva una enorme sonrisa roja y el anillo de boda colgado del cuello.

En una despedida de soltero podría pasar cualquier cosa. Y lo mismo se aplica a la despedida de soltera de la prometida. El novio preferiría no conocer todas las travesuras que ella y sus amigas podrían hacer.

La ansiedad que sienten las novias por las despedidas de soltero (y viceversa) es una tradición casi tan antigua como las despedidas mismas. Pero si unos novios quieren evitar todo esto, pueden cambiar las cosas: tener una despedida de soltero combinada.

“Desde hace dos años para aquí, el número de despedidas de soltero conjuntas que celebramos ha pasado de ser algo anecdótico a ser lo más normal” afirma Ángel Cruz, responsable de las despedidas de soltero en León de la empresa Fun&Events.

¿Qué es una despedida de soltero o soltera conjunta?
Una despedida de soltero o soltera conjunta es una celebración con invitados masculinos y femeninos. Esa definición podría ser cierta para la mayoría de los casos, pero el mero hecho de que sea mixto no refleja realmente lo que es una despedida conjunta. Para ser exactos, una despedida de soltero conjunta es aquella que se celebra tanto para el novio como para la futura novia.

Razones para organizar una despedida de soltero mixta
Hay razones simples y sólidas por las que se debería considerar la idea de una despedida de soltero conjunta.

Las bodas a veces pueden ser un poco intimidantes. No todos se conocen. Los invitados están sentados en lados opuestos del comedor. Los amigos y la familia comienzan a reunirse en corrillos y todos van a su bola entablando conversaciones con la gente que conocen e ignorando a los que no.

Una despedida de soltero combinada estimula las relaciones entre los amigos de ambos prometidos. Cuando llegue el gran día, ambos equipos ya habrán compartido una aventura y este sentido de camaradería acercará a todos en la boda y más allá.

Las parejas que juegan juntas permanecen juntas
En las despedidas de soltero/a de la vieja escuela, alimentadas por la borrachera y el libertinaje pueden ser increíbles, pero también pueden crear algunos problemas en la pareja por falta de sinceridad. ¿Realmente los novios se dan detalles de lo que hicieron en su despedida? Seguramente algún invitado hizo algo que no debía y el resto le tienen que guardar el secreto de por vida.

Las despedidas de solero conjuntas evitan que los novios tengan que tener secretos entre ellos y fomentan el compañerismo experimentando juntos ese momento histórico que es la despedida. Aún pueden hacer locuras, pero se volverán locos como pareja y verán a sus amigos meter la pata juntos sin la necesidad de tener que ocultarse información el uno al otro.

La verdad sea dicha, el novio o la novia ganarán puntos con su futuro cónyuge y su familia si en vez de celebrar una despedida de soltero a la vieja usanza, festejan una fiesta compartida. Reforzará la impresión de que es una persona reflexiva y con visión de futuro que se toma en serio la construcción de una base común para su matrimonio. Todo el mundo apreciará esto excepto por algún amigo fiestero lleno de vicios que contará cuentos de su despedida de soltero de hace años, en la que había cintas VHS contrabandeadas en un sótano de madera.

Precauciones que tomar en una despedida de soltero conjunta
¿Cómo se combinan los amigos de la novia y los amigos del novio sin que puedan darse situaciones incómodas? Aquí entra la organización. Las primeras actividades que realizar donde estén todos juntos, han de ser actividades que ayuden a que los dos grupos se conozcan y rompan esa capa invisible que les impide tratarse con familiaridad. Y nada mejor para ello que actividades en grupo donde todos puedan echarse unas risas y no tengan que competir entre ellos, si no, compartir algo divertido juntos.

Se haga lo que se haga, por muy tentado que se esté, nunca es aconsejable organizar las actividades de una tradicional despedida de soltero para hombres si en ella también hay mujeres y viceversa. Podría terminar en un desastre.

Después de varias copas y medio lap-dance con el novio como protagonista, alguien puede sentirse incomodo, inseguro y/o enojado, sobre todo en la parte de la novia. Si va a existir un striptis o un espectáculo no apto para todos los públicos, es importante que participen los dos prometidos. Para ello, existen alternativas como bailes eróticos con una drag o con enanos cómicos. Se mantiene la esencia de las despedidas de soltero, pero se adapta a las sensibilidades de todo el mundo.

Como comenta Ángel Cruz de Fun&Events, “Las despedidas de soltero mixtas tienen una organización un poco diferente, sobre todo respecto al alojamiento ya que, aunque las actividades se hacen en común, suelen querer estar alojados separados por sexos”. También añade que “para que una despedida de soltero tenga éxito, es necesaria una organización que no deje fuera aspectos importantes para el éxito de la despedida. Y es que si una persona del grupo tiene que estar pendiente de todo, quizá todos disfruten de lo lindo menos él o ella. Al recurrir a una agencia de organización de despedidas de soltero como es Fun&Events, que tenemos años de experiencia, todo eso queda de nuestra parte y ellos no tienen que pagar más. Nosotros lo organizamos todo, desde el transporte, pasando por las comidas y cenas, los alojamientos y la organización de las actividades, y todo ello sin que tengan que pagar más.”

Reticencias a celebrar una despedida de soltero conjunta
Las despedidas combinadas de soltero o soltera aun son un tema sorprendentemente controversial. A algunas personas les encanta la idea de una despedida de soltero tradicional y ven combinarlas como una forma de arruinar toda la fiesta. Aunque puede ser sorprendente que en el siglo XXI la gente tenga sentimientos tan fuertes sobre una cosa que podría verse como la evolución normal en un mundo con cada vez menos diferencias de género, la realidad es que una despedida de soltero bien organizada puede ser una explosión de diversión y exaltación de la amistad, pero a la vez, una mala organización puede ser realmente un problema.


Fuente original: Comunicae.es.

comunicae